Dom12082019

ActualizadoDom, 08 Dic 2019 1am

Marcha del orgullo: Delegada bahiense del SUTEBA cuestionó al Frente de Todos por cercenar la pluralidad de voces

Daniela Rodriguez fue precandidata a concejal por el Frente de Izquierda y una permanente militante por los derechos de la mujer.

 

Texto completo publicado en las redes sociales por Daniela Rodriguez, docente y delegada Suteba Bahía Blanca

Como cada año, diferentes organizaciones de mujeres y disidencias sexuales junto a compañeres independientes nos organizamos en asambleas para impulsar la 9° marcha del Orgullo.

Esta marcha se da en el marco de un creciente movimiento antiderechos que a nivel nacional se fortaleció de la mano de la mano de intendentes y gobernadores que se oponen a la aplicación a la Ley de Educación Sexual Integral en las escuelas, como así también a la aplicación de los protocolos de aborto no punibles y del cupo laboral trans.

Estos debates cruzan al movimiento de mujeres y disidencias sexuales dado que desde diferentes espacios políticos se impulsan alianzas con estos sectores antiderechos, lo cual termina siendo una mordaza al impedir que exijamos abiertamente por ejemplo el cierre de las oficinas y secretarías de culto de las distintas intendencias, como la que abrió este año la vicegobernadora electa Verónica Magario, que le entregó la dirección a un pastor evangélico antiderechos, o como la que se creó en Bahía Blanca en 2015 en el gobierno de Bevilacqua con unanimidad de peronistas, radicales y vecinalistas en el Concejo Deliberante. Exigimos una efectiva separación de la Iglesia y el Estado.

Partiendo de estas diferencias, tras dos asambleas con una concurrencia de más de cuarenta personas y un intenso debate, se resolvió escribir un documento con las consignas en las que hubiera acuerdo, y luego dejar espacios de micrófono abierto para activistas independientes y personas de la diversidad sexual y de género que quisieran intervenir, y que hubiera una intervención de cada uno de los frentes políticos que integraban la asamblea (el Frente de Izquierda Unidad y el Frente de Todos), para que se pudieran expresar la diversidad de posiciones existente en la pelea contra la opresión machista y por todos nuestros derechos.

Sin embargo, durante la cuarta asamblea en la que participaron la mitad de compañeres y pasando por encima de lo que ya se había votado, desde el Frente de Todos volvieron a plantear que se revea lo del micrófono abierto en una clara maniobra para impedir que se expresen las voces disidentes de quienes denunciamos no solo la complicidad de los gobernadores peronistas en el ajuste de Macri como Arcioni que reprime a lxs docentes o a quienes como Manzur se jactan de tener varios casos de tortura de niñas en su provincia obligándolas a ser madres.

Defendemos el espíritu democrático de las asambleas y la pluralidad de voces y denunciamos la política burocrática del Frente de Todos que se negó a mantener lo votado en las dos primeras asambleas, es decir, mantener el micrófono abierto a todas las voces. Por eso decidimos no ser parte de la lectura del documento.

Llamamos a la comunidad de la diversidad sexual y las mujeres a movilizar de manera independiente de los partidos capitalistas que garantizan la continuidad del ajuste, la discriminación y la precarización de nuestras vidas, y que le dan poder político a los reaccionarios antiderechos, defensores de curas abusadores y lobbystas de la ultraderecha, que están mostrando en Bolivia de todo lo que son capaces si tienen vía libre.

Denunciar a quienes avanzan contra nuestros derechos es necesario para fortalecer nuestra pelea, así como apoyar la enorme pelea que viene dando el pueblo de Chile contra el régimen Pinochetista y exigiendo la renuncia del represor y ajustador Sebastián Piñera. Allí es visible cómo están luchando en primera fila las mujeres, maricas, lesbianas, trans y toda la diversidad de sexo y género.

Estos años han profundizado la pobreza, la precarización laboral y la desocupación ya existentes, que sobre las mujeres y LGTBIQ golpea doblemente. En este marco se negaron a permitir que se exprese una posición contra el pago de la deuda externa, diciendo que es irresponsable, pero lo irresponsable es seguir pagando miles de millones a costa del presupuesto en salud y educación, y de más despidos, bajas salariales y de las pensiones sociales.

El recorte presupuestario a medida de los acuerdos de saqueo del FMI además genera faltantes en los medicamentos para personas que conviven con el vih, en los tratamientos hormonales que se utilizan en las transiciones de género de personas trans y no binaries, mantiene la no aplicación del cupo laboral trans y en general una mayor precariedad de la salud y educación.

Este sábado 30 de noviembre tenemos que ser miles contra la opresión y el odio homolesbotransfóbicos y para tirar abajo este sistema que nos excluye y precariza. Desde Pan y Rosas y el PTS en el Frente de Izquierda Unidad nos movilizamos de manera independiente por la separación definitiva de la Iglesia y el Estado, ningún acuerdo con los antiderechos y contra el pago de la fraudulenta deuda externa ¡La deuda es con nosotres! (La Izquierda Diario)

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar