Dom10212018

ActualizadoSáb, 20 Oct 2018 10am

No comienzan el lunes las clases en escuelas públicas de la Provincia: Los gremios convocaron a un paro por 72 horas

La medida había sido anticipada tras el fracaso de la última negociación. La Provincia no efectuó una nueva convocatoria y los gremios pusieron en marcha un plan de acción.

 

El profundo malestar de los gremios que componen el Frente de Unidad Docente -SUTEBA, UDOCBA, FEB, SADOP Y AMET- se tradujo hoy en el anuncio de un paro de 72 horas, desde el lunes, que retrasa el inicio del ciclo lectivo tras el receso invernal.

En un durísimo comunicado, el FUDB remarcó la "predisposición y la buena fe" con la que encararon la negociación, y subrayó el pedido de "un cuarto intermedio el lunes 23 del corriente" que, como también narró este portal, fue rechazado públicamente "en reiteradas oportunidades por el Ministro de Trabajo".

"Esto es una muestra más del desinterés de la Gobernadora Vidal por destrabar el conflicto", evaluaron los gremios, que arrastran el malestar que significa haber estado 94 días esperando una convocatoria de parte de la Provincia, que sólo llegó mediante una orden judicial.

"En un nuevo simulacro de negociación paritaria nos presentaron una oferta del 15%, muy lejos de la necesidad del bolsillo de los Docentes. Por lo tanto, resolvemos PARO DE 72 HS y movilización los días 30, 31 de julio y 1 de agosto", anticiparon en el comunicado.

En la misma misiva se dirigieron directamente a María EUgenia Vidal: "¿Gobernadora es para usted prioridad la Educación? Para nosotros SÍ. SEA RESPONSABLE Y GARANTICE LAS CONDICIONES DIGNAS DE ENSEÑAR Y APRENDER", escribieron.

Profundo malestar de los sindicatos
La última mesa técnica salarial dejó en posiciones prácticamente irreconciliables a las partes. A la salida del encuentro, los principales referentes del Frente de Unidad dejaron en claro que hay bronca por cómo se maneja la Provincia a la hora de encarar el debate. Al punto en que dudaron de que la propuesta de volver a discutir salarios en agosto no se traduzca en hechos. Mirta Petrocini, de FEB, habló de una “supuesta reunión”. Más claro, imposible.

Esa desconfianza debe leerse a la luz de otra situación inédita: la provincia mantuvo el conflicto abierto durante 95 días sin abrir una instancia de diálogo. Debió mediar una orden de la justicia, a pedido de los gremios, para que se vuelva a convocar a las partes.

“Se llaman dialoguistas y no hemos tenido una sola conversación, es más: suprimen los espacios de discusión”, agregó la referente. Un dato avala la postura: ayer hubo faltazo de dos "primeras líneas" del Gobierno. Ni Hernán Lacunza, de Economía, ni Marcelo Villegas, de Trabajo, se presentaron a la reunión, que quedó en manos del Director General de Cultura y Educación, Gabriel Sánchez Zinny, y del ministro de Asuntos Públicos, Federico Suárez. Un ninguneo.

Es que en los gremios consideran que han sido contemplativos con la Provincia y casi no han tomado medidas de fuerza, más allá de las que se dictaron a nivel nacional, que tuvieron su correlato bonaerense. La idea fue no caer en lo que advierten como una “trampa discursiva” del Gobierno: “Discutir con los chicos en las aulas”.

Las medidas alternativas, analizan ahora, no tuvieron impacto: “Las medidas de fuerza son la única manera de que nos escuchen: hemos hecho carpetazos, banderazos, movilizaciones y actividades, pero ellos avanzan con medidas unilaterales”, admitió una ofuscada Petrocini a la salida de la reunión de ayer. Esa es la razón más fuerte para lanzar el paro de 72 horas.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar