Casas más, casas menos: Hacía dedo en la ruta y lo levantó "Pepe" Mujica

"Caminé un rato y en ese tiempo pasaron unos 25 o 30 autos y ninguno me paró, cosa que entiendo por cómo está la situación ahora", contó el trabajador al diario uruguayo El Observador.

Pero al rato, una camioneta con chapa oficial y un auto que venía detrás pararon sobre la ruta. Del último vehículo bajó un hombre que le preguntó para dónde iba.

Este trabajador había empezado mal su día ese 5 de enero de 2015. Al llegar a su trabajo en el taller, le informaron que tenía la cédula vencida y las normas de la fábrica, en la que hace trabajos de lubricación y mantenimiento de motores, no le permitían el ingreso. Al no poder quedarse a trabajar, un compañero suyo lo acercó hasta la ruta, donde él comenzó a hacer dedo. Necesitaba que alguien lo acercara a Juan Lacaze.

"Caminé un rato y en ese tiempo pasaron unos 25 o 30 autos y ninguno me paró, cosa que entiendo por cómo está la situación ahora", contó el trabajador al diario uruguayo El Observador. Pero al rato, una camioneta con chapa oficial y un auto que venía detrás pararon sobre la ruta. Del último vehículo bajó un hombre que le preguntó para dónde iba.

"Le conté lo que me pasó y le dije que iba para Juan Lacaze. Me dijo que me podían llevar hasta Anchorena y que me subiera en la camioneta que estaba adelante. Cuando subí dije: A esta mujer yo la conozco'. Era Lucía (Topolanski, esposa del presidente), con la perra Manuela y Pepe venía sentado adelante. No podía creer que el presidente me estaba llevando".

El presidente y la primera dama venían de Carmelo en dirección a la estancia presidencial que se encuentra en Anchorena. "El viaje fue corto, pero ellos fueron muy amables. Al bajar les agradecí muchísimo porque no cualquiera ayuda a alguien en la ruta y menos un presidente", contó Acosta.