Lun08202018

ActualizadoLun, 20 Ago 2018 10pm

“Pehuen Co festeja con una mujer desaparecida desde hace dos años”

El colectivo Mujeres Autoconvocadas expuso que durante una fiesta en la playa “desde el micrófono recordaron a los 44 marinos del ARA San Juan” pero “nadie habló de Andrea Esnaola”.

 

A través de su página oficial de Facebook, el colectivo Mujeres Autoconvocadas Punta Alta, criticó que durante la fiesta “Hasta que se ponga el sol” que promocionó el Municipio, no se recordó a Andrea Esnaola, la portera desaparecida en Pehuen Co en julio de 2015.

Indicaron que “anoche (por el 1 de enero), en Pehuen Co, 3 mil personas festejaron en la playa. Desde el micrófono recordaron a los 44 marinos del ARA San Juan y pidieron para que nos dejemos de joder y se termine la grieta, pero nadie habló de Andrea Esnaola”.

“Pehuen Co festeja con una mujer desaparecida desde hace dos años. No importa. Porque la arena no se la tragó. Andrea yo te nombro”, dice la publicación.

El recuerdo de una amiga. Punta Noticias publicó en julio de 2017 una entrevista a Marcela Pintado, amiga de Andrea Esnaola, y que vivió hasta hace poco en Pehuen Co. Hoy está radicada en el sur del país. Eran compañeras de trabajo y se conocían desde hacía 3 años aproximadamente.

“Me acuerdo todo de ese día (15 de julio de 2015). Estuvimos riendo. Andrea estaba bien, o por lo menos eso nos demostraba a todos”, contó Marcela a PuntaNoticias.

Ambas eran auxiliares en la escuela de Pehuen Co. “Teníamos mucha afinidad”, señaló.

“Hasta conmigo era reservada, pero era con la que más se habría y mejor se llevaba. Teníamos muchas cosas en común”, mencionó.

Dijo que “al conocerla, no la invadía. Si ella quería hablar la dejaba que lo hiciera hasta donde quería”.

“Pero eso día fue normal, no notamos nada extraño. Sólo estaba preocupada por las vacaciones de invierno”, acotó respecto de la jornada que fue vista por última vez.

Marcela relató que “Andrea salía de trabajar a las 18 horas. A eso de las 17.45 fui hasta la escuela porque mi hija volvía de Punta Alta en una combi, porque había viajado para una actividad. En ese ínterin me llama otra portera y me pregunta por Andrea. Cuando llego ya estaba su esposo Gustavo (Ipucha) esperándola. La buscamos por toda la escuela y en los alrededores”.

“Según testigos 17.10 aproximadamente la vieron caminando cerca de la escuela por la calle Azopardo en sentido al mar, con las manos en los bolsillos de su campera negra, sin su bolso ni el celular”, añadió.

Luego expresó que “para conformarme me aferro a la hipótesis de que se fue por su propia voluntad. Pasaron dos años pero estoy como el primer día”.

“Si los perros de búsqueda y rescate van por calle Azopardo y llegan hasta tres cuadras antes del mar, no pudo volar. Y el colectivo no pasa por ahí. Esos días fueron muy fríos. Si se metió al mar a los pocos metros se muere de hipotermia. Si se suicidó ¿dónde está el cuerpo?”, se preguntó.

Sobre la investigación policial consideró que “se han seguido varias líneas, pero ninguna tuvo resultado. Lamentablemente casos como el de Andrea hay un montón”.

Hoy, Marcela ya no vive en Pehuen Co. Junto a su familia se mudó al sur del país.

“A la escuela ya no podía ir más. Estuve con tratamiento psicológico, pero no me ayudó mucho. El detonante fue la desaparición de Andrea y no lo pude superar. Todos los días cargo esta mochila. No hay un día que no me dedique un momento a tenerla presente”, reconoció.

Más adelante sostuvo: “Con que dé una señal de vida me conformaría y no tendría ningún reproche por estos dos años de dolor. Supongamos que si tomó esta decisión de irse, algún motivo habrá tenido y estaría justificado”.

“Cuando la sueño, la sueño bronceada y bien”, acotó.

Por ultimo sugirió: “Si alguien vio algo ese día que declare y ayude en la investigación”.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar