Investigan la actuación policial ante la fuga de un sujeto que se encontraba detenido

A pedido del Fiscal Marcelo Romero Jardín, titular de la UFIJ N° 7, el Juez de Garantías Dr. Esteban Usabiaga – a cargo interinamente del Juzgado de Garantías N° 1- avaló la concreción de un procedimiento en la Comisaría Cuarta a los efectos de obtener los teléfonos celulares de los policías que se encontraban trabajando el pasado 29 de junio, cuando se produjo la fuga de Nahuel Sepúlveda.

 

Una de las hipótesis que sostiene el fiscal, es que dentro de la habitación en que se encontraba alojado Sepúlveda – junto a otro preso- el único modo de escape eran los ventiluces o bien la puerta de acceso de rejas cerrada con candado, que los ventiluces estaban a 4,50 metros de altura y que el detenido Sepúlveda tiene una altura cercana a 1,50 metros, que dentro de la habitación-calabozo el único mueble disponible era un banco de madera que se encontraba amurado al piso.

El Fiscal Romero Jardín sostiene, en esta etapa de la investigación, que en ese contexto podría haber existido facilitación de la evasión e n los términos del art 281 del Código Penal.

En ese sentido y, para posibilitar una profundización de la investigación, fue necesario obtener el secuestro de los equipos de telefonía celular de parte del personal que se encontraba a cargo de la guardia del sujeto evadido, en virtud de la posición de garantes que ellos tenían, derivada de su obligación de custodia de los detenidos alojados en su dependencia.